Blog para el despertar de la consciencia

Entradas etiquetadas como ‘ser superior’

MEDITACIÓN CON TU SER

Anuncios

LA MUERTE NO EXISTE (TIENES QUE VER ESTO…)

EL DESPERTAR DE LA INTUICIÓN

Cuando el estudiante ha terminado los ejercicios de respiración, está listo para la próxima etapa de esta práctica el próximo esfuerzo que debe realizar. Si ha practicado este ejercicio bien y con éxito, atrapará a la mente como a un pájaro en una red, el vuelo constante se detendrá, la actividad incesante se tranquilizará y yacerá en la red del control de la respiración sin aletear siquiera. No debe intentar regresar a la respiración normal por medio de un esfuerzo; es mejor que deje que su respiración se ajuste normalmente. La mente debe ahora cesar de concentrarse en la respiración y dar el paso siguiente; el despertar a la intuición. Digo deliberadamente despertar a la intuición, porque la intuición está siempre presente, no se duerme jamás y no necesita ser despertada.

El estudiante debe volver a la actitud de interrogación y de investigación que adoptó durante la meditación, pero esta vez el interrogante debe dirigirse no ya al cuerpo, a los deseos o a los pensamientos, sino a la misteriosa oscuridad que rodea su mente.

¿Quién soy yo?

¿Quién es éste ser que habita dentro de este cuerpo?

Deberá dirigir a sí mismo estas silenciosas preguntas, lenta, aplicadamente, con una total concentración del alma.

Después deberá esperar unos minutos, meditando tranquilamente y sin esfuerzo estas preguntas.

Posteriormente hará un pedido humilde y silencioso, casi una plegaria, dirigida al Yo en el centro de su ser, para que este revele su existencia. Las palabras en que formule el pedido deben ser palabras propias, pero tendrán que ser simples, breves y directas. De hablar como si se dirigiera a un amigo verdadero e íntimo: “Pedid y se os dará”, dijo Jesús, cuyo estado de conciencia era el del Yo en estado puro.

Una vez hecho el pedido, o silenciosamente musitada la plegaria, deberá hacerse una pausa y esperar ansiosa y confiadamente una respuesta. Digo “confiadamente” y, sin embargo, debe haber profunda humildad de alma cuando se pide la divina revelación. La humildad es el primer paso en el sendero secreto… y también será el último. Porque antes que la divinidad pueda instruir al hombre por la revelación de su propio yo, es necesario que él sea susceptible de instrucción, es decir: humilde.

Los dones intelectuales y el saber son cosas admirables y adornan al hombre, pero el orgullo intelectual pone una poderosa barrera entre él y la vida más elevada que constantemente lo llama, aunque sea en silencio. Los intelectualmente orgullosos están sentados sobre sus pequeños pedestales y esperan ser adorados, mientras, que en el fondo de sus corazones, habita una deidad, que es la única digna de recibir adoración. Nuestro yo intelectual, como un pavo real, se pasea ante la mirada admirativa del mundo; pero el que ha engendrado sus talentos, el creador verdadero de todas nuestras obras, el que ha transmitido el principio de la vida, permitiéndonos así existir, se contenta con permanecer en la sombra, desconocido e ignorado por los hombres.

Es sumamente difícil reconocer nuestra propia pequeñez, nuestra ignorancia y nuestra vanidad. Y sin embargo, es la conquista más grande, porque nos conduce directamente al encuentro de la vida divina, que prometió Cristo a todos los que perdieron la vida personal.

No necesitamos los conocimientos ni la cultura de una mente distinguida para entender y apreciar estas enseñanzas. Los simples, los analfabetos y los primitivos podrán llegar igualmente a ellas por un acto de fe y por la plegaria, y podrán entrar también con más facilidad en el estado de ánimo de reverencia.

Cuando llegamos al Yo superior por medio del análisis de nosotros mismos, los maduros estudios filosóficos dan escasa ventaja sobre el hombre de la calle. Y esto no quiere decir que tales estudios carezcan de valor; por el contrario, pues enseñan a la mente útiles prácticas de abstracción, de concentración y de profundidad. Es sólo por engendrar el orgullo de la sabiduría y el egoísmo de la importancia de nosotros mismos que levantan barreras sobre el sendero verdadero. El dominio de una docena de diferentes sistemas de intrincada filosofía no es tarea para muchos y, sin embargo, el dominio del orgullo personal es mucho más difícil. La humildad llega más fácilmente a los analfabetos y a los ignorantes, porque ellos tienen conciencia de su inferioridad social y mental. Y la humildad es esencial en todas las etapas del Sendero Secreto.

Los grandes secretos elementales de la vida son tan sencillos que muy pocos los ven. La gente es complicada, los intelectos son complicados, no la vida. Por lo tanto digo: atesorad en vuestro corazón y llevad siempre en vuestra mente la memorable frase de Jesús: “A menos que seáis semejantes a uno de estos pequeños, no entraréis en el Reino de los Cielos”. Las tremendas especulaciones teológicas no son necesarias para entender las simples verdades del Espíritu.

Hasta el momento, todos los esfuerzos del estudiante para descubrir su verdadero yo han sido dirigidos con deliberación, queridos conscientemente, voluntarios. Ahora ha llegado así al punto en que se requiere un viraje completo del procedimiento, donde la personalidad debe cesar de realizar nuevos esfuerzos, pues ha llegado al fin de la tarea que le fue asignada.

Todo el proceso de meditación es simple y consiste en elegir sencillamente este tema de la indagación del yo entre la multitud de las ideas que se presentan, pensar firmemente en él y nada más. Luego, cuando la actitud y la calidad de la concentración han sido desarrolladas vigorosamente, el estudiante abandona esta línea de pensamiento, se recoge en su interior y se pregunta quién es el que piensa en él. No trata de obtener una respuesta pensando acerca del Pensador; empieza por despojarse de toda clase de ideas y concentra toda su atención sobre el próximo despertar de este ser que ha estado cubierto por la pantalla de los pensamientos sin fin.

Durante la pausa que sigue a esta solicitación silenciosa, debe suspender la corriente de los pensamientos tanto como pueda, adoptando la actitud de quien espera atentamente que se le dé una respuesta. Después de esperar dos o tres minutos, puede repetir su pedido y esperar de nuevo. Después del segundo período de prueba, que puede durar de tres a cuatro minutos, se repetirá el pedido una tercera y última vez. Luego deberá esperar con paciencia, fervorosamente, por un lapso de unos cinco minutos, con el cuerpo inmóvil, la respiración lenta y tranquila, la mente en calma. De este modo termina su meditación.

La clave para una correcta interpretación de esta etapa consiste en recordar que lo más importante ahora es la reacción subconsciente al esfuerzo consciente que se realiza. La práctica consciente del reposo mental ha sido útil para la intensificación de la atención; es como tocar un timbre. Será necesario esperar que el subconsciente salga ahora a abrir. No hay que insistir demasiado, no hay que fatigarse excesivamente; es necesario dar al Yo Superior confianza y crédito para que manifieste su propia inteligencia, su acción específica.

Se puede estar pasando por un período en el que no llegue ninguna respuesta, cuando la nada suprema reine dentro del alma. Antes de abandonar esta “tierra de nadie” del alma, un sentimiento de intensa soledad puede adueñarse de uno. Pero tal sensación pasará. Si no se está preparado a ejercitar la paciencia mientras se espera silenciosamente esta revelación, se destruirá toda posibilidad de éxito.

La paciencia es importante. Debemos esperar humildemente por la revelación del Infinito que está dentro del hombre. Hasta que llegue la hora sagrada, seremos unos pobres huérfanos. Aquellos que introducen cualquier elemento de impaciencia durante este período de quietud mental, lo que hacen en realidad es perjudicarse.

De aquí en adelante, el estudiante debe vigilar minuciosamente la aparición de las primeras señales confirmatorias, las pruebas de que ha tomado el buen camino, las primeras y débiles evidencias de los movimientos de su yo más profundo dentro de él. Tales signos y señales nos son mostrados por el alma, pero muchas veces no son entendidos o simplemente no se las advierte.

Las primeras evidencias llegan quietamente, tan quietamente como cuando el sol insinúa su resplandor sobre un mundo en sombras, tan levemente que el estudiante quiera tal vez rechazarlas, pensando que son fantasías inútiles, pensamientos sin sentido o imaginaciones sin importancia. Hacerlo sería cometer un grave error. La voz del Yo Superior se oye al principio como un ligero susurro, y hay que escuchar atentamente. Los movimientos más tenues de corazón deben recibir una atención plena e indivisible, y el estudiante debe considerarlos con respeto y veneración, como mensajeros de un reino más alto. Estos enviados no son más que los heraldos de una fuerza dinámica que habrá de llegar más adelante, y que penetrará a todo su cuerpo con un poder de origen divino.

Hay algunos sutiles matices de sentimiento y de pensamiento que pasan por lo general inadvertidos o que se desechan en la vida diaria corriente. Estas experiencias desechadas son precisamente el material que el mediador debe utilizar a fin de cultivar y desarrollar. Habrá de concentrar todo su poder de atención sobre ellos, en cualquier momento que aparezcan, haciendo lo posible para someterse plenamente a esos estados.

En estos extraños momentos descubre lo que casi podría llamarse un segundo yo interior. Tales instantes pueden ser raros; incluso puede sentirlos sólo a intervalos irregulares. Pero su misma existencia evidencia algo que es. Estos estáticos momentos proporcionan una pista sobre la verdadera naturaleza del hombre.

Dentro de cada uno de nosotros hay pozos superpuestos de paz espiritual que no han sido cubiertos, de inteligencia espiritual que no han sido tocados. De vez en cuando llegan a nosotros los susurros que provienen de este segundo yo, unas voces veladas que nos piden que dominemos nuestros instintos, que tomemos el camino más alto y trascendamos el egoísmo. Debemos escuchar esas insinuaciones, aprovechar esos raros momentos. En ellos tenemos vislumbres de lo que podemos llegar a ser. Si estos instantes en que tenemos un relámpago de percepción espiritual pudieran prolongarse, ganaríamos la felicidad eterna. Porque hay algo que a veces se hace sentir de este modo en la profundidad misteriosa del alma. No sabemos qué es, pero podemos saber lo que dice. “Todo lo que de mejor hay en ti, eso soy yo”, dice su voz silenciosa. Esa voz está dentro de nosotros, y sin embargo permanece aparte, santificada.

El objeto de esta obra sobre quietud mental es entrar en el reino al cual los psicólogos llaman a menudo el subconsciente.

La respuesta de la intuición que despierta puede venir la primera vez que se practica este ejercicio, o puede llegar después de varias semanas y aun meses de práctica diaria. El estudiante que ha dominado plenamente todas las etapas previas está ya en situación de beneficiarse considerablemente si encuentra la ayuda de un Adepto auténtico, que ahora puede hacer nacer en él la intuición por medio de ciertos métodos secretos. Si tal encuentro es imposible o impracticable —porque encontrar Adeptos genuinos es extremadamente difícil en el mundo moderno—, en ese caso debe continuar adhiriéndose fielmente a las instrucciones que aquí se dan.

Extracto de PAUL BRUNTON – EL SENDERO SECRETO
Una Técnica para el Descubrimiento del Yo Espiritual en el Mundo Moderno.

Fuente: Trabajadores de la Luz

VUELVE… ESO ES TODO

Cada vez que te des cuenta de que te has ido al pasado o al futuro, no te sientas culpable, no te crees problemas por ello. Simplemente, vuelve al presente. No pasa nada. Simplemente, recupera tu conciencia.
La perderás millones de veces; no te va a salir ahora mismo, inmediatamente. Puede suceder, pero no puede suceder por tu causa. Es un modo de conducta fijo desde hace tanto, tantísimo tiempo, que no lo puedes cambiar de buenas a primeras. Pero no te preocupes, la existencia no tiene ninguna prisa. La eternidad puede esperar eternamente. No crees tensiones por ello.

Cada vez que sientas que te has perdido, vuelve; eso es todo.
No te sientas culpable; eso es un truco de la mente, que está otra vez jugando a sus juegos. No te arrepientas. Simplemente, cuando pienses, vuelve a lo que estuvieras haciendo.
Si estás tomando un baño, vuelve; si estás comiendo la comida, vuelve; si estás dando un paseo, vuelve.
En el momento en que sientas que no estás aquí y ahora, vuelve… Simplemente, inocentemente, no crees culpa. Si te sientes culpable, no has entendido nada.

La eternidad no tiene problemas; todos los problemas existen en el plano horizontal (el ego).
El plano vertical (el Ser) no conoce problemas; es puro gozo, sin nada de ansiedad, sin nada de angustia, sin ninguna preocupación, sin ninguna culpa, sin nada.
Sé simple y vuelve.

Te perderás muchas veces, dalo por seguro. Pero no te preocupes por ello. Así son las cosas. Te perderás muchas veces, pero eso no importa. No prestes atención al hecho de que te hayas perdido muchas veces, presta mucha atención al hecho de que te has reincorporado muchas veces.
Que te pierdas es algo natural. Eres humano, has vivido en el plano horizontal (el ego) durante muchísimas vidas, así que es natural. Lo estupendo es que has regresado muchas veces. Has hecho lo imposible; siéntete feliz por ello.

En veinticuatro horas te perderás veinticuatro mil veces, pero te reincorporarás otras veinticuatro mil veces. Y ahora empieza a funcionar un nuevo modo. Has regresado un montón de veces; ahora se empieza a abrir una nueva dimensión, poco a poco.
Cada vez serás más capaz de mantenerte consciente, cada vez serán menos las idas y venidas. El recorrido de ida y vuelta se irá acortando cada vez más. Cada vez te olvidarás menos, cada vez te acordarás más; estás entrando en la vertical (el Ser). De pronto, un día, la horizontal (el ego) desaparece. La conciencia gana intensidad y la horizontal desaparece.

A esto es a lo que se refieren el Budismo Zen, el Vedanta y los hindúes, al decir que este mundo es ilusorio. Porque cuando la conciencia se hace perfecta, este mundo, este mundo que has creado a partir de tu mente, simplemente desaparece. Y otro mundo se te revela.
El Maya desaparece, la ilusión desaparece… la ilusión está ahí a causa de tu sueño, de tu inconsciencia.
Si puedes recordar, aunque sea una sola vez, que esto es un sueño, eso provoca un choque y el sueño se hace pedazos y tú te despiertas.
Este mundo que ves a tu alrededor no es el mundo real.
No es que no exista: sí que existe, pero lo estás viendo a través de un velo de sueño. Entre tú y él está la inconsciencia, la identificación.

Osho

http://www.formarse.com.ar/
https://www.facebook.com/formarse
https://plus.google.com/+formarse/posts
https://twitter.com/FormarseLibros

STARVIEWER: EL CIELO EN LA TIERRA

No dejes que te saquen de tu diferencial. Tu mayor tesoro: El Cielo en la Tierra.

No hay mayor dicha que la lógica de las emociones. Cuando estas colman la grandeza de los osciladores armónicos que llevamos dentro. El sutil desenvolvimiento de nuestra energía, interactúa con la esencia de la materia modificando todo aquello que encontramos a nuestro paso. No busques fuera, mira dentro y comprende que el cielo lo tienes en la tierra.

Cada vez que trabajamos el espectro de las Resonancias Schumann y concentramos nuestra energía en fluir desde dentro hacia fuera, inhibimos el miedo. Cuando lo hacemos, liberamos energía y aceleramos el proceso de nuestras transacciones biofísicas. El Calcio Ca2+, suma un ión y comenzamos a trascender al maravilloso mundo de nuestras realidades multiversales, curvando el espacio y acelerando el tiempo fractal hasta el punto de “parar el tiempo” lineal.

Todos hemos vivido esa sensación. En los últimos días, esta realidad se vuelve material cuando la aprehendemos de forma consciente. La hacemos nuestra.

La intersección de las frecuencias de la Tierra con las nuestras propias, nos reconcilia con el Universo, y con la Madre. Nos proporciona el regreso a nuestro Edén, que no es otro que la toma de posesión de nuestras auténticas emociones. Es entonces cuando aparece el Amor (“A-Mor” :La negación del caos en griego). Aparece la armonía que nos permite convolucionar desde el “homo Sapiens” al “homo luminum”. Desde el primate al Ser de Luz. Desde el animal al Orión.

Cuando trabajamos nuestro impulso interior convolucionamos en lugar de evolucionar. En ese trabajo, generamos la energía suficiente para modificar todos y cada uno de nuestros procesos biofísicos y convertirnos en energías libres.

En el proceso de convolución, nos fundimos con la energía primigenia de la “super onda” y nos volvemos sutiles, al tiempo que eficientes, pues nos integramos en el Universo sin perder nuestra identidad y nuestra peculiaridad, y en ese proceso recorremos las líneas del tiempo, cambiando nuestro futuro al reconciliar nuestro pasado con el presente continuo en un escenario de “no tiempo”.

Cuando tras este proceso negociamos interiormente con nuestros centros, cambiamos la “foto” de la energía, por la “mater”, el nuevo estado interior que proyectamos al exterior desde nuestros osciladores armónicos.

Es justo en ese momento cuando literalmente “cambiamos” la realidad, pues desactivamos el “mor” (caos) y lo sustituimos por el “a-mor” (armonía), en el instante de intensidad que dura la proyección consciente de nuestros pensamientos materializados con el “verbo”, y la consecución de la acción consciente.

En ese estado, nos hallamos protegidos del espectro del miedo, la ira y el odio, pues éstos se encuentran en la franja audible, mientras que la energía sutil procedente de nuestras emociones es impulsada por nuestros osciladores armónicos, que actúan desde el espectro de los -80db (El espectro no audible) del impulso creativo.

Cuando de forma permanente entrenamos nuestra capacidad para mantener nuestras frecuencias entre los 13 y los 25Hz, conseguimos aislar las pasiones, los miedos y la ira y el odio con carácter permanente, y nos envolvemos en una especie de plasma o burbuja que mantiene nuestros procesos biofísicos aislados de las agresiones externas, ya que no retroalimentamos con ellas.

En ese recorrido alcanzamos la libertad, la paz interior y la felicidad: El cielo en la Tierra, pues también modificamos las frecuencias externas de aquellos que inconscientemente divergen de nuestra resonancia. El efecto contagio se produce al instante y genera un espectro sutil parecido al mecanismo de los vasos comunicantes.

Como prueba práctica de ello, realicemos un sencillo ejercicio:

1º-Cuando tengas pensamientos negativos, toma conciencia de ellos y gíralos. Dales la vuelta. Piensa en la oportunidad positiva que acompañó a tales pensamientos. Míralo como una oportunidad y una fortaleza, no como una amenaza, y justo en ese momento desaparecerá el miedo.

2º.-No tengas miedo a emocionarte. Esa emoción interior que generas cuando algo resuena en tu interior, no es tristeza sino la activación del ión de Calcio. No pares el proceso, libera esa energía. Sonríe y prueba a tomar conciencia de tus emociones más profundas.

3º.-No escuches a quién te grite, descargue en ti su ira o su ego, pues está proyectándolo sobre ti. No escuches al que critica, ofende y/o habla negativamente de ti o de terceros, y no proyectes o descargues tu ira o tu ego en otros. No critiques ni hables negativamente de otros. Fluye desde dentro en convergencia, emociónate y contagia tus emociones a los que te rodean.

En ese momento habrás conseguido el cielo en la Tierra, y estarás interactuando con las energías del Universo. Focaliza en esa felicidad que sientes al hacerlo, no en los resultados materiales, y te sorprenderán los cambios: Curvarás el Espacio-Tiempo.

Música y Lírica: Ave Maria by Beyonce.

StarViewerTeam International 2011.

ERES LA FUENTE

Eres la fuente…

Nadie te da nada, tú eres la fuente. Vas a recibir lo que des. Da quien estás siendo, pues esto te estás dando.

Lo que estás dando, es lo que estás siendo. Lo que estás recibiendo, es lo que estás siendo. Lo que estás siendo en relación a otros, es lo que estás experimentando.

A quién te estás dando?

A quién estás recibiendo?

A quién estás experimentando?

El estado del ser que elijas experimentar en relación a otros será la causa de lo que TU MISMO experimentes.

El ser que decidas manifestar, será lo que la vida te dará. El ser elegido es el pedido y tu experiencia es la respuesta del universo a tu pedido.

Nadie puede ingresar en tu mundo interior. Lo que seas en relación a los otros será contigo. Es el ser que experimentarás.

La ilusión te hace creer que te relacionas con otros. Pero eso no es posible. En todo momento te relacionas contigo mismo en presencia de otros.

A quién te estás dando en presencia del otro?

A quién estás recibiendo en presencia del otro?

A quién estás experimentando en presencia del otro?

La vida siempre te dará lo que decidas ser. No importa con quienes te relaciones, tuya será la experiencia.

En todo momento estás eligiendo y decidiendo, manifestar, crear y experimentar, algún aspecto de tu ser. Y son tus aparentes relaciones con los demás, las que te permiten conocerte a ti mismo, en tu propia experiencia.

Sólo existe una relación, es la relación contigo mismo. Los otros y los acontecimientos son ángeles y milagros, convocados por ti mismo en tu camino de realización, en tu sendero hacia tu ser real.

Siempre se te dió lo que has pedido y en todo momento pediste al aspecto de tu ser que decidiste manifestar.

Al final del camino, cuando finalice este capítulo del libro de tu vida nuevamente serás conciente de la inocencia absoluta, de quienes te acompañaron y verás que ellos te permitieron cumplir con tu anhelo jamás imaginado. La posibilidad de experimentar tus aspectos más elevados.

Verás que ellos cumplieron con todos los pactos acordados, que te llevaron muchas veces a experimentar tus aspectos más bajos y así hacer físicamente posible que te manifiestes concientemente.

La gran justicia te será revelada, cuando seas capaz de ver, que nadie jamás te dañó y que todos los daños recibidos, fueron por ti imaginados, creados y experimentados.

Similarmente y ante tu sorpresa, también sabrás que aquellos dolores y sufrimientos con los que tú creías dañar a otros fueron también fruto de tu propia imaginación. Porque lo que es para ti, es exactamente igual para tus hermanos. Todo dolor y sufrimiento padecido, fueron por ellos imaginados, creados y experimentados.

Y sabrás que todo el daño, sólo puede ser auto-inflingido. Y también sabrás que el amor que escatimaste a ti mismo te lo quitaste.

Aún el miedo más intenso, el dolor más profundo, la traición más artera, la ofensa menos esperada, la agresión más hiriente, en fin… el infierno más temido. Fueron todas magníficas expresiones por ti elegidas. Aún cuando tú siempre en estos casos hayas elegido experimentar otro aspecto de tu ser, conservas la creencia que fueron “otros”, los “verdaderos” causantes de tanta injusticia y sufrimiento en tu propio interior.

No amigo mío. Nunca han existido ni existirán injusticias en el plan perfecto de la vida. Pero si es posible que las hayas imaginado cuando has caído en la ilusión y el espejismo de los planos inferiores de conciencia.

Al final de camino te verás como lo que siempre fuiste y serás el creador absoluto y libre de todas tus experiencias.

Y cuando veas tu vida, a la luz de esta conciencia más elevada, sentirás una compasión enorme por ti mismo y desearás haber evitado tanto dolor y sufrimiento. Entonces pedirás, suplicarás, implorarás, una nueva oportunidad.

Tu también me pediste que cuando te olvidaras de todo esto, y el olvido fuera parte de tu propio plan, en algún momento te enviara algo que te ayudara a recordar.

Bueno hijo mío, en este acto estoy cumpliendo con mi parte.

Ahora, si tú lo dispones, tienes una nueva oportunidad, de recordar y utilizar la vida física, para conocerte a ti mismo en tus aspectos más elevados. Así como lo soñaste antes de volver.

Como siempre, el acuerdo sigue siendo el mismo: Tu pides y Yo concedo, exactamente lo que tu pides.

Qué me pedirás el próximo momento?

y en el siguiente?

y en el siguiente?

No te preocupes por mi parte, simplemente sé conciente de la tuya, y cuando te sientas nuevamente perdido recurre a mi, que te contestaré aún antes de que me llames.

Siempre viajo contigo, aunque no siempre lo notes. No es posible que estés solo.

Si es posible que creas que lo estás.

Querrás volver con tu nueva conciencia expandida, a vivir nuevamente en el plano de la vida manifestada. Para poner en acción tu gran recuerdo, volver para experimentar en relación a otros tu amor más pleno, incondicional e intenso que seas capaz de imaginar.

Sabrás que el amor es y será tu verdadera esencia. Y no pararás hasta experimentarlo y sentirlo.

De pronto serás conciente que todas las experiencias pasadas. Sí, tuvieron un sentido muy amoroso, el de ayudarte a recordar, a través de las experiencias físicas de muchos otros aspectos de tu ser, que la opción más elevada y verdadera es el AMOR.

Así abrazarás todo lo que hayas experimentado, el miedo más intenso, el dolor más profundo, la traición más artera, la agresión más hiriente, en fin el infierno más temido.

Y tu pedido como siempre te será concedido. Se te dará la oportunidad tan ansiada.

Y es por eso hijo mío, que te encuentras nuevamente, en este tiempo, en este lugar, en este cuerpo, rodeado de estos seres.

Tuyo fue el diseño completo de tu vuelta, así como lo pediste, así fue dado.

Por ahora me despido, aunque eso no es posible, porque sólo se despiden los que se separan, y eso no es un estado en el que podemos estar tú y yo.

Con AMOR Incondicional de la luz

CIRIO ANGEL DE LUZ

EL SIGUIENTE NIVEL DE CONSCIENCIA ESPIRITUAL

MENSAJES DEL ARCÁNGEL MIGUEL * LM-1-2010
TRANSMITIDOS A TRAVÉS DE RONNA HERMAN

“El Siguiente Nivel De Consciencia Espiritual”http://www.ronastar.com

Traducción: Odilia Rivera.
Edición: El Manantial del Caduceo
http://www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm

Edición: El Manantial del Caduceo

Queridos maestros, la mayoría de la humanidad ha olvidado que dentro de las Leyes Universales hay un derecho dado por Dios el cual permite a cada ser humano reclamar la habilidad para comunicarse con los maestros ascendidos y los grandes seres de los reinos superiores. La comunicación interna es una coparticipación de pensamientos sin palabras o sonidos. Este es su estado natural de ser. Sin embargo, hay prerrequisitos y condiciones que deben de ser obtenidos antes de que puedan acceder a las rutas aéreas telepáticas universales.

Mientras están en su pirámide de luz en la quinta dimensión, pidan a sus guardianes, guías y ayudantes angélicos que se unan a ustedes allí. Pidan a su concilio de luz personal que les ayude en sus cometidos para reforzar su determinación y darles el poder, voluntad y sabiduría que necesitan para moverse en el siguiente nivel de consciencia espiritual. Están ahora todos en una fase crítica de su proceso de crecimiento espiritual, en donde son pedidos soltar todo aquello que les está reteniendo de la libertad espiritual que están buscando. Esto significa relaciones personales disfuncionales y restrictivas, hábitos negativos dañinos adictivos y patrones de pensamientos y posesiones que están tomando mucho de su tiempo, esfuerzo y abundancia.

Durante este cambio de ciclo de eras, están experimentando una gran variedad de cambios transformadores. Están reclamando todos los fragmentos personales de energía/formas de pensamiento que han creado durante su larga jornada dentro de la expresión física. Se están reuniendo con las muchas chispas de consciencia que crea su yo divino y su familia de alma, y están también luchando para convertirse en un adulto humano-espiritual mientras existen en un siempre-expansivo reino multidimensional de lo físico.

Aquellos de ustedes que han colocado la infraestructura y están bien en su camino hacia la auto-maestría, están ahora listos para el siguiente nivel de consciencia espiritual. Ustedes, las Semillas Estelares, los valientes quienes han sufrido a través y emergido triunfantes desde muchas noches oscuras del alma en orden de removerse a sí mismos de los conceptos y patrones de energía antiguos auto-limitantes, están ahora listos para dar un paso hacia el frente como la vanguardia de la humanidad evolucionando y los habitantes de la brillante, luminosa y renovada Tierra.

Este es el nivel requerido de frecuencias armoniosas necesitadas para conectar hacia el poder y magia de la Flama Violeta transmutadora y comenzar a acceder y a usar una medida completa de partículas Adamantinas de la Luz del Creador. Esta luz tiene consciencia; y mientras la asimilan y la activan con su intención amorosa, el regalo de consciencia superior es suyo para usarlo y compartirlo. Nunca lo olviden, esta Luz del Creador es su línea de vida hacia TODO LO QUE ES.

El mundo interior está lleno con magia, asombro y acceso a habilidades que está más allá de su imaginación. Han pasado mucho más tiempo en una realidad no física que el que han pa-sado en un cuerpo físico. La existencia terrestre es meramente un momento en el tiempo comparado a la eternidad de los reinos superiores. Su Mente Sagrada es un depósito de experiencias pasadas, sabiduría y ley cósmica. Cuando el alma se une completamente con el Corazón Sagrado, es una gran reunión de proporciones monumentales. El alma, su intuición y sus habilidades sensoriales internas son todas fuentes de luz etérea. Cuando sus intenciones están centradas en amor y proyectadas con pureza, se convierten en una fuente poderosa de energía del Fuego Sagrado.

Hace algún tiempo (Noviembre del 2003) les dimos un mensaje intitulado USTEDES SON EL ALIENTO DEL CREADOR. En ese mensaje les dijimos, “Ha habido algunas interpretaciones erróneas acerca del Aliento, y la creencia popular ha sido que el Creador respirará en todo lo que ha sido creado. Esto no es verdad. El Creador está enviando SU resplandor para incorporar toda la magnificencia que haya sido creada. Queridos, ustedes son el Aliento. Ustedes respirarán en la Esencia del Creador al alistar sus vehículos humanos para recibir más y mas luz refinada y las frecuencias vibratorias refinadas de los reinos superiores. Ustedes, en su vehículo humano, incorporarán la Esencia del Creador que está cubriendo el plano terrestre asi mismo el universo entero”

Respirar profunda y lentamente mientras extienden el estómago y después el área del pecho mientras imaginan a la respiración elevándose lentamente hacia arriba y fuera del chacra coronario. Cuando han llenado sus pulmones al máximo, sostener la respiración por el mismo lapso de tiempo que la inhalación. Imaginar una bola de luz moviendo lentamente hacia abajo su columna de luz mientras gradualmente sueltan la inhalación, sumen su estómago mientras sostienen el aliento el mismo lapso de tiempo antes de comenzar con la siguiente inhalación. Deben declarar su intención (afirmaciones) antes de comenzar el Aliento Sagrado, tal como irradiar la Flama Violeta o las Partículas Adamantinas de Luz hacia el mundo, o cualquiera de las breves afirmaciones que les hayan sido dadas.

En orden de conseguir el ritmo en este tipo de respiración, en el principio, pueden desear inhalar contando cinco o siete, sostener la inhalación la misma cuenta, exhalar contando cinco o siete y sostener la misma cuenta hasta que se sientan a gusto con el proceso. Todas las cuatro acciones (inhalar, sostener, exhalar, sostener) deben de tener el mismo tiempo de duración con una moción suave, fluida y sin esfuerzo. Esto también es una maravillosa actividad grupal y un método poderoso para diseminar la Flama Violeta y la Luz Divina del Creador. Al acostumbrarse a la respiración rítmica profunda, ya no se sentirán a gusto con la técnica de respiración corta y superficial usada por las masas.

Recientemente, una querida y dedicada alma hizo esta importante pregunta: “Tengo una pregunta acerca de la práctica del perdón. Yo perdono a cada uno con el cual he compartido energía conflictiva discordante durante mis vidas, presente o pasadas, y les regreso a ellos, envuelto en una burbuja de amor, todas las memorias negativas, energías impactantes y futuros probables que hemos creado juntos”. He estado haciendo esto diariamente y lo he encontrado extremadamente poderoso. Mi pregunta es: ¿Por qué regresamos las memorias, energías y futuros probables a la otra gente? ¿Por qué no las liberamos del todo, tal vez dentro de la Flama Violeta?

La respuesta de nuestro amado mensajero fue: “Cuando perdonamos a otros a través de nuestra intención amorosa, regresamos los patrones vibratorios negativos que hemos creado dentro de una substancia de luz neutral. Sin embargo, los patrones vibratorios de las otras personas están todavía en la forma original discordante que fueron creados durante la interacción negativa entre las partes involucradas. No podemos transformar su energía negativa; ellos tienen que hacerlo por sí mismos. Sin embargo, envolviendo sus vibraciones negativas en amor, les estamos enviando un regalo de Partículas Adamantinas junto con sus formas de pensamientos negativas y si ellos lo desean, esto les dará un regalo de luz y amor con el cual pueden transmutar sus formas de pensamiento negativas más fácilmente.

Si ellos eligen no aceptar el regalo y, por lo tanto, no aprender la lección involucrada, esto se manifestará otra vez a través de otra persona y situación. Sin embargo, nosotros somos liberados de esa interacción kármica y no tenemos que experimentarla otra vez. Hemos ganado la sabiduría de la experiencia, porque hemos respondido en una forma amorosa magistral. Este es el motivo por el cual AA. Miguel nos dice: “No pueden cambiar a nadie más; solo pue-den cambiarse a sí mismo, lo cual cambiará las dinámicas entre ustedes.”

Nos convertimos en portadores y transportadores de esta energía divina cuando nos movemos dentro de un estado de balance y armonía y nos hemos alineado con nuestra presencia YO SOY y sinceramente pedimos que todo lo que pensemos, hagamos y digamos sea para el más grande bienestar de todos. Recuerden, AA Miguel dijo que el regalo más beneficioso del diezmo es compartir con los demás la Luz y el Amor del Creador que recibimos hasta que llegue el tiempo cuando ellos puedan accesar ese regalo bendito por sí mismos.

“Permítannos darles algunos mas pensamientos para contemplar hasta que estemos juntos otra vez el mes próximo: La realidad de los sentidos –consciencia del cuerpo físico: Cuando están ustedes en el flujo del Espíritu, existirán muy ligeramente en su cuerpo sin dolor o incomodidad. Pueden experimentar sensaciones corporales disminuidas, excepto un sentimiento de amor expandido dentro del área del corazón, y experimentarán un gran sentimiento de bienestar y armonía.”

Deben volverse conscientes de la consciencia de su cuerpo físico mientras su Cuerpo Elemental se despierta por decirlo así. Gradualmente éste comenzará a trabajar armoniosamente con ustedes para corregir todas las creaciones erróneas que han manifestado dentro de su forma corporal debido a erróneas formas de pensamiento. Después de un tiempo, se volverán más sensibles a las señales de su Cuerpo Elemental. Constantemente están siendo bom-bardeados por la información de sus cinco sentidos físicos. Momento a momento está evolu-cionando o degenerando. Nada permanece estático.

Los problemas se elevan cuando hay una falta de sintonización o alineación empática con los demás. Un medio ambiente negativo causado por conducta inarmónica y de auto servicio a menudo resulta en fricción y enajenación. Cada persona debe examinar muy de cerca sus propios sentimientos, acciones y proyecciones de energía de fuerza de vida, porque cuando ésta está contaminada o descalificada, es potencialmente perturbadora y destructiva en lugar de otorgadora y constructiva.

No se nieguen a sí mismos las bendiciones del reino físico, las cuales son su divino derecho de nacimiento, convirtiéndose en ascetas devotos como muchos quienes en el pasado buscaron la ascensión a través de la negación y abstención de todo placer mundano. Este camino no lleva a la Auto maestría e iluminación. Auto-consciencia centrada, pensamientos puros y la habilidad de elevarse arriba de la Discordia creada por odio, resentimiento, celos y avaricia, son la forma más rápida para domar el ego y regresar hacia un estado de ser armonioso y equilibrado.

Cuando alcancen un cierto nivel de auto-maestría, nosotros nos esforzamos para animarles y conseguir su atención intensificando el amor y la luz dentro de su Corazón Sagrado. Esto podría ser llamado una infusión de Luz Espiritual.

Si pueden ver todo lo que está actualmente en su vida como transitorio, excepto el Amor y Luz y Fuego Espiritual dentro de su corazón y alma, entonces sabrán que estamos tratando de reunirnos con ustedes. Suelten su temor del pasado y futuro, eliminen los controles mentales y emocionales que otros tengan sobre ustedes y vuélvanse el Espiritu libre a que fueron destinados. Estamos siempre cerca para ayudarles e inspirarles.

Son amados profundamente.

YO SOY ARCANGEL MIGUEL.