Blog para el despertar de la consciencia

Entradas etiquetadas como ‘madre tierra’

SANÁNDONOS CON LOS ÁRBOLES

Fuente: formarse.com.ar
Los arboles no solo absorben dióxido de carbono para transformarlo en oxígeno, sino que también trasmutan las fuerzas negativas.
Los árboles, como todo el reino vegetal, tienen la capacidad de absorber la luz de las energías y transformarlas en alimento; de hecho, dependen de la luz para casi toda su alimentación en tanto que el agua y los minerales del suelo constituyen alrededor del 30 por 100 de su ingesta nutritiva.

A lo largo de la historia, los seres humanos usaron todas las partes del árbol como remedio para curar.
Los pinos irradian energía Chi, nutren la sangre, fortalecen los sistemas nerviosos y contribuyen a prolongar la vida. También alimentan el alma y el espíritu, son los “Arboles Inmortales”. La poesía y la pintura china antiguas están llenas de admiración por estos árboles..
Si bien los pinos son a menudo la mejor elección, hay muchos otros que pueden ayudarnos. Aquí te mostramos las diversas propiedades de los diferentes árboles.
Los cipreses y los cedros reducen el calor y nutren la energía Yin.
Los sauces ayudan a eliminar los vientos malsanos, a liberar la humedad excesiva del cuerpo, a reducir la alta tensión sanguínea y a fortalecer el aparato urinario y la vejiga.
Los olmos tranquilizan la mente y fortalecen el estómago.
Los arces persiguen a los vientos malsanos y ayudan a mitigar el dolor.
Las acacias blancas ayudan a eliminar el calor interno y a equilibrar la temperatura del corazón.
Las higueras de Bengala limpian el corazón y ayudan a eliminar la humedad del cuerpo.
Los canelos eliminan el frio del corazón y del abdomen.
Los abetos ayudan a eliminar cardenales, a reducir la hinchazón y a curar los huesos rotos más rápido.
Los espinos ayudan en la digestión, fortalecen los intestinos y reducen la tensión sanguínea.
Los abedules ayudan a eliminar el calor y la humedad del cuerpo y a desintoxicarlo.
Los ciruelos nutren el bazo, el estómago, el páncreas y tranquilizan I a mente.
Las higueras eliminan el exceso de calor del cuerpo, aumentan la saliva, nutren el bazo y ayudan a detener la diarrea.
Los ginkgos ayudan a fortalecer la vejiga y alivian los problemas urinarios de las mujeres.
Existen determinados métodos para acercarse e interactuar con un árbol. Siguiendo unos pasos específicos puedes crear un rito de comunión en silencio que tanto tú como el árbol puedan comprender y asi aumentar el potencial de la interacción armoniosa. Los pasos provienen de la observación del curso natural de los acontecimientos en la comunión de la energía sutil y valen para la comunión con casi cualquier cosa: árbol, roca, ser humano o animal….
Compartir con el árbol desde el corazón.
1) Adopte cualquier postura cómoda en la que pueda alcanzar una rama sin esforzarse.
Alargue un brazo hasta que pueda tocar el árbol con la palma o la punta de los dedos. Sienta la energía vital bajo la corteza y haga contacto con ella, dando un cierto tiempo para que el contacto se desarrolle.
Al cabo de un tiempo sentirá que comienza a compartir, como si un aura suave se transmitiera en ambas direcciones entre su mano y el árbol.
Amplié el proceso gradualmente hasta que se encuentre inhalando y exhalando energía a lo largo de todo el brazo, desde el centro de su corazón al árbol y viceversa. Permita que este flujo mutuo se prolongue por un rato.
Ahora incluya el otro brazo. Puede apoyarlo en la misma rama, cerca de la otra mano, o puede apoyarlo en otra rama.
Permita que la energía del árbol fluya a lo largo de un brazo, se mezcle con su propia energía en el centro del corazón y fluya por el otro brazo. Cada poco invierta la dirección del flujo en un brazo o en los dos.
Meditar mientras se está sentado bajo un árbol
Una vez que haya desarrollado su capacidad de sentir la energía Chi del árbol, podrá sentarse bajo el árbol a meditar. Absorba la energía del árbol a través de las estaciones (puntos) de la Orbita Microcósmica

TERAPIA DE LUZ

Fuente: Aire de Luz - Salud Integral (http://www.airedeluz.com/)

Fundamentos sobre la Luz

La Luz es considerada por la ciencia moderna como una onda (vibración) y materia al mismo tiempo (algo impensable antes del comienzo del siglo XX, antes del advenimiento de la ciencia cuántica).

Nuestro concepto cotidiano de la Luz tiene mucho que ver con la energía que nos brindan las estrellas, y el sol en particular (por su proximidad), y las fuentes de iluminación más o menos naturales, que nos permiten conocer nuestro exterior y nos brindan información vital para nuestra supervivencia. Es conocido que el mundo vegetal normalmente absorbe de la luz solar las longitudes de onda que no incluyen la luz verde para sus procesos de fotosíntesis (por eso las vemos verdes).

En el contexto de la conciencia y de la bioenergía, la Luz es información, es geometría sagrada disponible de una forma más o menos libre, descodificada y pura. Es por tanto la capacidad de interpretar la Luz lo que permite al ser humano alinearse a un determinado nivel de conciencia.

La oscuridad no es sino una manifestación de la misma Fuente que ha creado la Luz. Es un elemento más de nuestro escenario de experimentación, una herramienta para nuestro quehacer en la dualidad, y aunque existe una escuela de desarrollo espiritual basada en la oscuridad nosotros aquí nos limitaremos a considerar la oscuridad como la ausencia de Luz, de información. La ausencia de información te vuelve vulnerable, te encadena a ciertos prejuicios o procesos mentales que tienen una visión muy parcial de la realidad.

Nuestro cuerpo de Luz o alma es nuestro cuerpo de experimentación menos denso, con mayor frecuencia vibracional. Su cometido es el de permitir al Espíritu encarnar (tomar los otros tres cuerpos más densos). Nuestra alma no envejece, ni enferma (tal y como lo entendemos nosotros), aunque si se deprime (no es una depresión mental ni emocional) en el sentido que disminuye (o aumenta) su vibración.

Nuestro alma tiene como objeto aumentar su vibración. Y eso se produce cuando estás al servicio de ti mismo y te comprometes con tu evolución (aceptando y invocando cambios en tu vida). Es así cuando realmente estás al servicio de los demás, y no sacrificandote por los demás o yendo a “salvar” a otros; el servicio es hacer el trabajo en ti mismo y vivir de manera que todos cuantos entren en contacto contigo se vean afectados “positivamente” (en evolución y no en involución) por tu viaje. Aunque realmente hasta la oscuridad realiza su parte del trabajo para que puedas evolucionar.

Toda ayuda a la evolución se ve equilibrada por un “despiste/zancadilla” por parte de la oscuridad, en un intento de hacer el camino “más interesante”, “más complejo” y al mismo tiempo “más divertido”. Evidentemente a nuestra parte mental le cuesta entender esto.

Fundamentos sobre la conciencia

Se dice de la conciencia que es el testigo inalterable, desde el no tiempo, que enciende la Luz del ser.

Desde un punto de vista terapéutico cabe mencionar que nuestra mente, esa magnífica herramienta, toma el control de nuestras vidas en un intento absurdo por evitar el dolor y el sufrimiento, o, en caso extremo, lo que ella entiende por la muerte. A causa de esta identificación con nuestra mente, perdemos la conexión con nuestras emociones, con nuestro corazón, y con nuestro cuerpo físico, es decir con la inteligencia de nuestras células. Lo que decimos a menudo no se corresponde con lo que pensamos, y esto puede ser incluso lo opuesto de lo que sentimos.

Nuestras reacciones se convierten en automatismos cuando cerramos nuestro corazón: incapacitados voluntariamente para sentir porque no sabemos ni reconocer nuestras emociones, ni aceptarlas, ni dejarlas ir.

Nuestra mente crea escenarios ficticios para justificar sus propias mentiras. Vivimos así en un “sueño”, en un escenario creado a nuestra propia conveniencia (aunque esté llena de sufrimiento) porque nos apegamos a lo que nos dicen nuestros limitados sentidos.

Nuestro nivel de conciencia global es el nivel más bajo alcanzado por nuestros tres cuerpos más densos, es pues nuestro nivel de vibración, nuestro nivel de “crecimiento espiritual” como seres encarnados, o, lo que es lo mismo, nuestro nivel de integración con el cuerpo de Luz.

Un poco de historia

Hace unos 100.000 años el desarrollo humanoide en el planeta adquirió o se benefició de un nuevo mecanismo espiritual en el ADN (se plantaron las semillas de la iluminación en el ADN del ser humano), convirtiendo a la Tierra en el único planeta de libre albedrío de su tiempo.

Algunos elementos a considerar:
Hace aproximadamente 40.000 años se desarrolló una civilización con la más grandiosa sociedad que el planeta haya conocido, grandiosa en conciencia. Esta civilización fue Lemuria y su objetivo fue construir el registro akáshico del planeta. Los lemurianos no se reencarnaban en lemurianos.
En la Atlántida, aprox. 30.000-10.000 años, se trabajó para potenciar la separación del cerebro humano izquierdo del derecho, para separar la lógica de las emociones. Además se alcanzó un nivel de desarrollo tecnológico extraordinario que visaba potenciar todas las habilidades propiamente masculinas (yang), alejaba a los seres humanos (a las masas) de sus facultades espirituales y los marginaba a niveles de conciencia cada vez más bajos.
Las Escuelas de misterio de Egipto eran escuelas iniciáticas que pretendían perpetuar los conocimientos de las leyes espirituales que ya se conocían en la Atlántida y Lemuria.
Jesús de Nazaret realizaba imposición de manos para sanar a los niños. Dasira Narada (1846-1924) funda la Escuela de la técnica Zen (en sánscrito Dhyana), terapia que canaliza la energía universal a través de los chakras. Mikao Usui (1865-1926) funda la Escuela de Reiki que también establece un sistema de armonización natural al canalizar energía vital universal.
A mediados del siglo XX se demuestra científicamente que los seres humanos estamos unidos por campos morfogenéticos y se valida la “teoría del centésimo mono” (si un número suficientemente grande de personas (masa crítica) adquieren un nuevo conocimiento o forma de ver las cosas, esto se propaga a toda la humanidad).
Bert Hellinger (1925) crea la terapia de Constelaciones Familiares uniendo la terapia Familiar Sistémica y la Programación Neurolingüística.
Aire de Luz se inicia en la práctica de una terapia de conciencia que funde la clarividencia y las líneas energéticas familiares, para unir el pasado, el presente y el futuro, y descubrir tus mejores potenciales.

La clarividencia

La clarividencia es una facultad extrasensorial que permite a una persona “ver” más allá del velo que nos imponen nuestros ojos físicos, como por ejemplo:
el estado energético de una persona (chakras, bloqueos, implantes, …),
los guías que están con una persona,
los seres o entidades que acompañan a una persona,
los registros akashicos de una persona,
las personas o energías que se desenvuelven en la vida de una persona (personas vivas, difuntos, …),
los potenciales de una persona.

La clarividencia está estrechamente relacionada con las glándulas Pineal y Pituitaria. Es una facultad innata, que poseen todos los seres humanos sin excepción, pero que sólo está activada en ciertas personas (aunque realmente deberíamos decir que lo que está activado o no es específicamente ese inhibidor extrasensorial).

Un clarividente no utiliza cartas, bolas, velas, ni ningún soporte físico para desarrollar su visión.

En terapia la clarividencia se demuestra una herramienta muy potente, para desemboscar las falsas envolturas y abrir a la Luz aquello que nos hace sentir pequeños, aquello que nos limita, o simplemente aquello que nos impide ser.

¿Por qué una Terapia de Luz?

No existen dos sesiones de terapia de Luz idénticas. Para describir una sesión utilizaremos un símil.

Imagínate en una habitación, tu dormitorio. Toda tu vida la has hecho en esa habitación. Nunca has salido fuera y de hecho crees conocer tan bien tu habitación que te desenvuelves sin ningún tipo de luz y no piensas necesitar encenderla.

En un momento dado, sientes que estás dando vueltas, que te tropiezas siempre con el mismo mueble y presientes que debe “haber algo más” que se te escapa, pero no llegas a saber qué es.

De repente alguien enciende la luz de tu habitación (ese alguien siempre eres tú, con ayuda o sin ella), y descubres un espacio nuevo, obstáculos que no habías visto antes, puertas que no habían sido abiertas, persianas bajadas, y lo más importante, un mapa y unas llaves (o claves).

Pronto comprobarás que la realidad muchas veces está oculta tras un velo de apariencias.

No todo el mundo necesita un clarividente en su camino. No todos los clarividentes son terapeutas.

Cuando un clarividente aparece en tu vida quizás sea una señal de que la magia ha llamado a tu puerta, es magia de la buena porque tú eres un verdadero mago y el clarividente sólo te ayuda a recordarlo.

¿Cuál es la clave más común?

En la práctica clínica se demuestra que cada problema personal está marcado por la ausencia de amor. El problema es el amor en si mismo. El problema existe ahí donde hay una ausencia de amor, y lo importante es saber que si dejas fluir el amor, el problema se solucionará.

Los problemas de tu mundo exterior provienen de una emoción interior. La emoción es la manifestación interior que iguala a la cuestión en el exterior. Esta cuestión es la manifestación externa de la emoción y cada emoción es en cierta forma “ausencia de amor”.

Comprende esta paradoja: en el ahora hay amor (cada una de las emociones proviene del pasado). En el ahora hay cuatro emociones básicas: Enfado, Tristeza, Miedo y Amor. Evidentemente preferirías eliminar los sentimientos de enfado, tristeza y miedo y sentir sólo la bendición del amor, pero debes entender que los sentimientos del enfado, tristeza y miedo son una guía en tu camino para encontrar el amor.

Hace miles de años, en tiempos de la Atlántida, se produjo la desconexión de los seres humanos con la Madre Tierra (que representa a la Madre Divina). Todos tus problemas con tu propia madre son un reflejo directo de lo que pasa con la Madre Tierra. Observa las relaciones de tus padres. Cuando las barreras desaparezcan, cuando los bloqueos se disuelvan, tu conexión con la Madre Tierra será más fuerte, y de esta forma tu vida se volverá más poderosa, hermosa y expresiva.

Siempre son aquellos que se encuentran más cerca de ti los que más te lastiman. El plano terrenal ha sido estructurado de tal manera que tendrás que alcanzar las profundidades de tu “locura” para poder encontrar el perdón hacia aquellos que te brindaron amor y aquellos que te infligieron dolor. Siempre está estructurado de tal manera que haya justamente suficiente en tu interior para romper esos grilletes y a través de esto puedas avanzar hacia el próximo nivel de conciencia.

Tus sueños son tu orientación. Aquellos que no se sienten merecedores de vivir sus sueños encontrarán dolor y resistencia en la vida. Cuanto más te alejas de tus sueños más intenso se hace el dolor del cuerpo (un dolor que se convertirá en enfermedad). Si estás dispuesto a cambiar tus esquemas mentales y asomarte a tus emociones, obtendrás un regalo que es la liberación, un cambio en tu sistema de creencias y en tu forma de vivir.

La clave más grande con respecto a lo que eres, son tus padres, aquellos que están siempre más cerca de ti. Aún en el caso de que hayas sufrido un abuso a manos de un extraño, encontrarás que ese abuso se encuentra en algún lado en las energías de tus padres (no importa cuan secreto, cuan profundo, cuan oscuro o cuan oculto). El abuso siempre fluye a través de uno u otro de tus padres. Tus padres se unieron porque ellos son espejos el uno del otro. Ese espejo es exactamente igual. Es un reflejo de ti, de tu interior.

MATIAS DE STEFANO: ENCUENTRO 11-11 EN CERRO URITORCO, CAPILLA DEL MONTE, CÓRDOBA, ARGENTINA

Mantra FM entrevista durante una hora a Matías y hablan del próximo encuentro 11-11-11 no sólo en Cerro Uritorco, sino en todo el mundo.

 

Y aunque tiene poco (o mucho) que ver, te dejo también esta interesante charla sobre la muerte de Matías  con Jorge Schubert…

LOS CAMBIOS EN LA TIERRA NOS ESTÁN SALVANDO

Con el Terremoto y Tsunami de Japón produciéndose tan pronto después del terremoto de Christchurch, mucha gente se ha apresurado a tomar esto como prueba de que la Madre Tierra no está contenta. Otra forma de verlo es, ella es un Ser Vivo, un Planeta Viviente que pasa por sus ciclos así como lo hacemos los humanos. Ella ha estado aquí por miles de millones de años, mucho antes que apareciéramos nosotros, y estará aquí mucho después. Es típico de los humanos ignorar los ciclos naturales, y especialmente es históricamente típico ignorar y deshonrar los ciclos femeninos. Oh sí, la Tierra no sólo es un Ser Vivo, ella es un Ser Femenino. ¿Alguna vez han oído que se la llame Padre Tierra? Me parece que no.

Como un Ser Femenino, la Madre Tierra pasa por ciclos muy específicos – algunos los vemos regularmente en nuestro Verano, Otoño, Invierno y Primavera. Otros sólo los podemos ver cada 5.000 o 126.000 años, y qué suerte tenemos, ¡podemos estar aquí para ver una de esas Grandes Transiciones de Ciclo! Sí, estamos recibiendo el don de estar en la Madre Tierra mientras pasa de una etapa de transición a otra, cuando un ciclo termina y nace un nuevo mundo. Como con cualquier cambio o nacimiento, esto no sucede sin… mmmm… ¡¡cambio!!! Empieza… la fase de los Cambios de la Tierra. Y adivinen qué, al igual que en cualquier mujer, ¡esto viene con el trabajo de parto, y contracciones, y ruptura de las aguas! No sé ustedes, ¡pero yo no creo que una mujer que esté en trabajo de parto vaya a apreciar que le digan que se “calme”! No creo que una mujer parturienta vaya a apreciar que le digamos: “¿Podrías dejar de sacudirte y gritar? ¡Estoy tratando de dormir!” Porque adivinen qué, ¡esto no se trata de ustedes ni de mí! Se trata de un planeta que está pasando por un increíble proceso de renacimiento, y por alguna sincronicidad sorprendente resulta que hay miles de millones de seres humanos en ella por primera vez, así que por defecto, ¡VAMOS A RENACER CON ELLA!!! Sí, la Humanidad se va a beneficiar de este maravilloso evento. Además, si la Madre Tierra no estuviera pasando por estos cambios en este momento, no tendríamos un planeta dónde vivir por mucho más tiempo. Hemos sido unos pésimos inquilinos y me sorprende que no nos haya desalojado hace mucho tiempo. Pero no lo hizo porque aunque sea difícil de creer, ella nos ama. Siguió cuidando de nosotros como lo hace cualquier madre, aunque nosotros la hayamos tratado tan brutalmente. Estos Cambios de la Tierra le están permitiendo renacer, y revivirse a sí misma. ¡Y adivinen qué! Los mismos Cambios de la Tierra que temíamos fueran nuestro final, van a ser los mismos eventos que un día vamos a mirar atrás y darnos cuenta: esos Cambios nos SALVARON. Ellos salvaron la Tierra, nos salvaron de seguir destruyéndola, nos salvaron de destruirnos a nosotros mismos.

A medida que la Tierra se alinea con el Ecuador y el Centro Galáctico, se vuelve hacia un lado y el otro, accediendo a tanta Luz de alta vibración como le sea posible. ¿Va a desencadenar esto más terremotos, volcanes, tsunamis y ciclones? No hay una manera fácil de decir esto, pero sí. Sin embargo, ella no está haciendo esto para hacernos daño ni para lastimarnos, es parte del proceso. La está reequilibrando y limpiando. Nos está proporcionando, en esencia, un nuevo planeta donde vivir (¡y espero que tratemos a la Tierra versión 5.0 mucho mejor que a las versiones anteriores!). No es su culpa que nosotros tengamos casas y edificios que se estén cayendo debido a toda la acción. ¡Dios! esto suena tan cruel en blanco y negro, pero no es ésa la intención. Es sólo un pedido para verlo desde otra perspectiva – la de la Madre Tierra, y la de nuestra supervivencia futura versus nuestras necesidades presentes y antiguas.

Por muy turbulentos y traumáticos que parezcan los eventos, al final vamos a terminar siendo una mejor humanidad. Pero no si nos pasamos todo el proceso de parto llorando por cómo nos afecta a NOSOTROS, llorando por lo que NOSOTROS estamos perdiendo. Tenemos que calmarnos y dejar ir el viejo mundo. El viejo mundo se está yendo. ¿No hay electricidad? Bueno, adivinen qué, tenemos un gran SOL en el cielo que ha estado tratando de llamar nuestra atención desde hace años. Se llama Energía Solar libre. “Miren acá arriba, ¿hay alguien ahí? ¿alooó?” ¿No hay petróleo? Energía libre. ¿No hay dinero? Energía libre. ¿Necesitan algo? Vamos a recordar que la Madre Tierra realmente tiene todo lo que necesitamos, y vamos a recordar nuestra capacidad de crear todo lo que necesitamos en forma apropiada, sin hacerle daño.

Para todos aquellos que están llorando la pérdida de vidas, por favor sepan que como almas seguimos viviendo. Por favor, sepan que todas las almas que están partiendo ahora tenían un contrato para hacerlo así, y nos están ayudando a pasar por este proceso desde un plano superior. Es muy difícil vivir físicamente sin un ser querido una vez que han partido, lo sé, no están allí para abrazarlos o para llamarlos o para compartir sus alegrías y luchas diarias. Pero ellos están con nosotros. Están viviendo en otra dimensión. Están velando por nosotros. Nos están ayudando. Pueden hablar con ellos. Y si cierran los ojos y lo permiten, pueden sentirlos y escucharlos, si no a través de las palabras, entonces con el corazón. Estamos TODOS juntos en esto – quienes han partido, quienes todavía van a elegir partir, y aquellos de nosotros que elegimos quedarnos. Cuando mi mamá falleció nos dijo que no nos aferráramos a ella con nuestro dolor, “porque entonces no voy a conseguir mis alas y no voy a poder volar y hacer lo que tengo que hacer”. Así también, tenemos que honrar a quienes están eligiendo partir durante estos Cambios. Ellos tienen que conseguir sus alas y tienen que volar, porque tienen mucho que hacer para ayudarnos con esto. Honren sus vidas y su partida viéndolos libres, volando con sus alas, cumpliendo el próximo propósito de su alma.

9 de Marzo 2011 – 28 de Octubre 2011 marca la última onda del Calendario Maya. Piensen en la última onda de las contracciones de una mujer. Sí, va a ser turbulento, pero dentro de esa turbulencia habrá milagros, habrá alegría, habrá lágrimas, habrá belleza. Habrá los sonidos de una vida que desaparece, que ya no será, y los sonidos de una nueva vida que emerge, que aún no podemos siquiera imaginar.

por Dana Mrkich
15 de Marzo de 2011

Dana Mrkich 2011. Se concede permiso para compartir libremente este artículo con la condición de que se dé crédito al autor, y se incluya la dirección www.danamrkich.com.

Con la debida autorización de Dana Mrkich, su material traducido al español puede descargarse en archivo Word desde el sitio creado en http://www.manantialcaduceo.com.ar/dana_mrkich/visiones.htm

Traducción: Margarita López – Edición: El Manantial del Caduceo – http://www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm

8.000 TAMBORES SAGRADOS

CONEXION PLANETARIA

CEREMONIA DE LOS 8000 TAMBORES SAGRADOS
POR LA CURACION DE LA MADRE TIERRA, POR LA VIDA Y POR LA PAZ
EN MÉXICO Y EN TODO EL PLANETA

Ante la gran herida de la Madre Tierra abierta alrededor del planeta, provocado por los terremotos, maremotos (tsunamis), ciclones, huracanes y desastres naturales ocurridos en nuestras tierras ancestrales, provocando un profundo dolor; los Ancianos Sabios y Guardianes de la Tradición Otomí Olmeca Tolteca Teotihuacana de México, enviamos urgentemente este mensaje al corazón y conciencia de esta región del mundo y a toda la humanidad.

8000 Tambores Sagrados

A. Enviamos nuestra más grande ofrenda de cantos y plegarias de luz, paz y amor a todas las familias y comunidades de los lugares del desastre. Nos unimos a todas nuestras hermanas y hermanos para que encuentren pronta curación, y logren el balance de sus vidas en la dimensión física, mental y espiritual, afectados por la catástrofe. Nos conectamos en espíritu y en verdad para que los muertos puedan reencontrar la paz y se mantenga la esperanza de vida.

B. A todas las mujeres y hombres del Planeta Tierra, los llamamos a trabajar juntos, actuar en todas las formas posibles por evitar la aparición posible epidemias y enfermedades infecciosas y detener mayores muertes y sus consecuencias indeseables. La ayuda humanitaria debe llegar y darse de manera física, material o económica, mental y espiritual, siempre sustentada por el amor por la vida, por la madre tierra y por la paz.

C. Los Pueblos y Naciones Indígenas, como Guardianes de la Tierra, sabemos que los centros de energía y campos vibratorios de varias regiones de la tierra se han afectado considerablemente por perdida de lo sagrado y de la desconexión con el espíritu de la Madre Tierra, a consecuencia las guerras de los grupos que ambicionan el poder y el control del mundo, la xenofobia, discriminación racial y genocidio contra pueblos (indígenas, tribus), las pruebas atómicas terrestres y submarinas, la contaminación y devastación del planeta, con el consecuente exterminio de plantas, animales y la especie humana

Las catástrofes como los tsunami han provocado vibraciones de dolor y llanto, se han creado ondas y sensaciones de miedo, de sufrimiento, de angustia, de pena, de preocupación, carencia de confianza, de cólera, de soledad, de desamparo y de muerte en el lugar del desastre y se propagó en todo el planeta, lo cual puede ocasionar campos vibratorios de energía negativa en diferentes niveles y formas, que pueden provocar epidemias y enfermedades diversas, afectando a la madre naturaleza, a los seres humanos principalmente, y también a nuestras hermanas plantas y animales.

Hoy es importante trascenderlo en actos de Compasión y Amor Sagrado. Todos somos co-responsables en lo que nos está sucediendo. Es tiempo de sentir, pensar, decir y actuar, para transformar esta situación, es necesario generar altas frecuencias de vibración sonora, con el poder de plegarias y rezos, con actos de ayuda fraternal y de amor universal.

D. Es posible prevenir mayores catástrofes. Consideramos urgente hacer una gran conexión con el poder energético y curativo del sonido cósmico. Hagamos sentir la medicina de la vibración del sonido de la humanidad a través de la voz como plegarias o rezos, meditaciones, música y cantos, con instrumentos musicales ceremoniales como los tambores sagrados, incluyendo el tambor de nuestro corazón.

Visión

Como una Profecía Revelada, por nuestros Ancianos Sabios y Ancianas Sabias Otomíes a toda la humanidad y como una Visión de nuestros Venerables Ancestros, el día en que se reúnan los Sonidos de Ocho Mil Tambores Sagrados, será el inicio de la verdadera Sanación de la Madre Tierra y de Toda las Especies y la Familia Humana –hoy en desequilibrio-; para poder convivir en el camino de la Paz Sagrada. En conexión armónica con el Universo, la Madre Naturaleza, la Comunidad, la Familia y con nuestro propio Corazón. Es el tiempo de reunificarnos y reencontrarnos todas las Semillas de las Cuatro Direcciones para reactivar la energía cósmica, curar las heridas históricas, sanar a nuestra Madre Tierra, respetando la vida, la libertad y la dignidad de nuestros Pueblos.

E. Es por esto que llamamos a toda la familia de las cuatro direcciones para unirnos para la curación de la herida provocada por los tsunamis, por la falta de conexión con el cosmos, con lo sagrado. Honremos a toda la gente que ha fallecido, miles de hermanas y hermanos han ofrendado su vida por la curación de la Madre Tierra, por la Vida y por la Paz.

Postulados y principios sagrados

F. Postulados y principios sagrados F. Bajo los siguientes postulados y principios sagrados:

  • Es urgente sellar y sanar los vórtices heridos de la Madre Tierra.
  • Es nuestro deber identificar y activar los Centros Energéticos de nuestros Lugares Sagrados.
  • Es trabajo de todos sembrar y fortalecer la conciencia de Amor y Respeto a nuestra Madre Tierra.
  • Es fundamental la recomendación ancestral indígena, de crear y practicar la Gran Cultura de Paz y de Vida.
  • Reconocer el uso energético y curativo de nuestros instrumentos sagrados como principio y objetivo de nuestra Misión Indígena.

G. Con la conexión armónica planetaria, esta Ceremonia de los 8000 Tambores Sagrados ayudará a regenerar un campo ilimitado de vibración poderosa, un enorme efecto del sónico cósmico de alta frecuencia que se concentrará en los lugares donde acontecieron los desastres y esta energía será expandida en forma de ondas concéntricas por mar, aire y tierra, irradiando luz intensificada, impregnando y bañando de amor de toda la familia humana, curando todos los seres vivientes (humanos, animales y plantas de las zonas afectadas directamente y de todo el planeta), esto ayudará a purificar y armonizar a la Madre Tierra y la Humanidad.

Con todo nuestro amor, emergerá un campo de vibración energética positiva, ayudará a transformar el sufrimiento, la ira y el dolor, en mayor paz con justicia y dignidad para todo el mundo. Que signifique un llamado para transformar todos los conflictos por vías pacíficas y de no-violencia. Aquí y ahora, Guardianes de la Tierra, por la Vida y por la Paz, Mujeres, Hombres, Niñas, Niños, Jóvenes, Ancianos, Ancianas, de todas las direcciones estamos llamados para reafirmar la fraternidad humana y por la supervivencia del Planeta. Porque las generaciones pasadas, presentes y futuras sepamos que hemos existido honrando nuestra misión de Luz y Amor, que nuestro fuego sagrado se mantenga encendida, que nuestro sonido siga escuchándose y nuestro Canto de Vida florezca por siempre.

CONSEJO DE ANCIANOS Y GUARDIANES DE LA TRADICIÓN OTOMÍ OLMECA TOLTECA TEOTIHUACANA
UNIVERSIDAD INDÍGENA INTERNACIONAL
Däbädi Thaayrohyadi

Mayores informes contáctanos a la Oficina Central de la Universidad Indígena. informes@universidadindigena.org

CÓMO CAPTAR LA ENERGÍA DE LOS ÁRBOLES

Cuando caminamos entre los árboles en un parque o un bosque, podemos llegar a sentir la energía que desprenden. Los celtas creían que cada árbol poseía un espíritu sabio y que sus rostros podían verse en la corteza de sus troncos y sus voces escucharse en el sonido de las hojas moviéndose con el viento.

Los árboles nos ayudan a establecer contacto con el poder de la naturaleza, nos dan herramientas para sanarnos, relajarnos, fortalecernos, cargarnos de energía vital y son portadores de los mensajes de la madre Tierra.

Existen cada vez más personas que han comprobado los beneficios de abrazar los árboles. Al revés que con las personas que al abrazarlas podemos notar pérdidas de energía debido a factores emocionales, con un árbol siempre notaremos que nos carga, nunca que nos descarga.

No olvidemos que todo ser vivo es energía, y al igual que nosotros, los árboles tienen la suya propia, muchas veces entramos en sintonía y sentimos como fluye expresando nuestra sensación de bienestar, tranquilidad, serenidad, etc. Desde aquí queremos compartir la energía que te aporta cada árbol en concreto, porque cada uno tiene una característica, determinada por su especie, velocidad de crecimiento, entorno.

¿CÓMO CAPTAR LA ENERGÍA DE LOS ÁRBOLES?

La energía que emanan los árboles, al igual que la nuestra, es invisible al ojo físico, es lo que llamamos el aura, muy perceptible sensitivamente.

El árbol al igual que las personas está emitiendo vibraciones energéticas constantemente y son perfectamente asimilables por el ser humano, se pueden absorber y podemos beneficiarnos de sus efectos.

Existen dos formas fundamentales de captarla:

– A TRAVÉS DE LA EMANACIÓN ÁURICA DEL ÁRBOL

Su extensión es más o menos grande según las características de cada árbol y su situación ambiental. Bastará penetrar en su radio de acción. Este tipo de energía se absorbe con el simple hecho de pasear por un bosque, conscientemente podemos aumentar su captación regulando nuestra respiración a un ritmo tranquilo y algo profundo.

En la práctica, esto lo podemos hacer:

1.- Camina entre los árboles y escoge alguno que te llame la atención.

2.- Acércate a él, obsérvalo y capta su energía, no trates de analizarlo mentalmente o de establecer un vínculo emocional. Sólo nota su tono vibratorio.

3.- Tócalo al mismo tiempo que cierras los ojos, con tu mano izquierda. Reconoce su fuerza y su influencia en el entorno. Observa si es un árbol solitario o un pastor de árboles que tiene influencia sobre el colectivo. Capta si su energía es curativa, o si es protectora y amorosa, o si es sabia, o si es imponente en todo ese territorio o de cualquier otro tipo. Acepta esa energía sin más y pregúntate si deseas recargarte a ti mismo con esa fuerza.

4.- Establece contacto con la energía del árbol mediante tu corazón energético. Vacía tu ruido interno, fluye en el amor y escucha al árbol. Capta su espíritu. Preséntate con tu nombre y entra en un espacio donde la comunicación es energética y no sonora. Puedes pedir consejo sobre cualquier situación que necesites, cargarte de energía, relajarte o aceptar su sabiduría.

5.- Escucha la en tu corazón, da las gracias, levántate y despídete poniendo tu mano derecha sobre su tronco.

EN CONTACTO DIRECTO CON EL ÁRBOL

Utilizando las manos:

A través de ellas podemos realizar una captación más consciente, son una zona muy sensible a la emisión y captación vibratoria ya que en la palma existen varios puntos de entrada y salida de energía. La posición más conveniente es la de seguir las grietas o fisuras de la corteza en el sentido que las presenta el árbol.

Utilizando la espalda:

La parte central de la espalda, recorriendo la columna vertebral, se encuentra el canal energético principal del cuerpo. Apoyando esta zona en el tronco del árbol absorberemos la energía que emana.

Desde la antigüedad ya se sabe que cada árbol alberga un espíritu que le confiere una fuerza determinada, una energía que le da un poder genuino y exclusivo, según a la clase que pertenezca.

En ocasiones podemos buscar la fuerza del árbol para mitigar el dolor de una enfermedad, para superar las preocupaciones o simplemente para conseguir alcanzar nuestro propio equilibrio. Este intercambio energético no afecta negativamente al árbol, ya que este las transmite a la Madre Tierra y esta las transmuta completamente.

En las técnicas orientales, como el chi-kung, hay una postura que se llama “abrazar el árbol†. Esta posición estática alinea todos los huesos del modo más eficaz posible.

Buddha se iluminó bajo una higuera. Jesús estuvo en el monte de los olivos. A los cátaros les gustaban las acacias. Los Druidas preferían la fuerza masculina del roble para usar su sabiduría. Los jóvenes enamorados buscaban el tilo para confiar sus intimidades amorosas porque representaba el vigor de Venus. De cualquier modo existen diferentes clases de árboles y es un ejercicio interesante conocer las diferentes energías que fluyen a través de ellos. Una buena forma de hacerlo es abrazándolos al mismo tiempo que nos hacemos uno con él.

CUALIDADES ENERGÉTICAS DE ALGUNOS DE NUESTROS ÁRBOLES:

La encina y el alcornoque

La encina y el alcornoque son primos hermanos de la misma especie, son los árboles de la potencia, su aspecto firme y algo áspero nos muestran un carácter firme y seguro.

Son árboles robustos, fuertes y protectores con grandes cualidades energéticas. Buenos amigos a los que acudir cuando se está en baja forma física o en situaciones de bajo estado de ánimo, ansiedad o inseguridad ya que su energía nos ayuda a transformarlos en actitudes más positivas y seguras.

Por ello te proponemos que te acerque a un buen ejemplar, lo abarques con tus brazos, te fundas con él y luego te relajes sentado a sus pies y dejes fluir su fuerza.

El olivo

La energía del olivo es altamente beneficiosa. Al acercarse a un buen ejemplar notarás una sensación de paz y serenidad. El olivo es sabio, viejo y amigable y brinda al que se le acerca un apoyo incondicional.

Al sentarnos y recostarnos en su tronco su contenido energético ira traspasándose lentamente a su cuerpo, este incide en 6 de los centros vitales más importantes que posee el ser humano, estos centros son los principales reguladores y alimentadores de toda nuestra estructura energética, pero donde posiblemente notará más su efecto es en el 4º de ellos, situado a la altura del pecho, sintiendo la necesidad de respirar profundamente y proporcionándole una sensación de bienestar.

El olivo alimenta los circuitos mentales, permitiendo que estos se equilibren y recuperen un ritmo natural. (Fuente desconocida)

Visita “Las Enseñanzas de Kryon” por Mario Liani: http://38uh.com/ 
You Tube: http://www.youtube.com/user/coilort
Facebook: http://www.new.facebook.com/group.php?gid=32488009121&ref=mf

LA MEDICINA DE LA TIERRA

“Encerrada en el fondo del corazón humano hay una salvaje y traviesa pasión por la vida. Amar y ser amado, ir más allá de la supervivencia y abrazar la vida en su totalidad son los instintos principales del corazón que nos permiten continuar, incluso delante de toda oposición. Estos sentimientos han sido suprimidos en tantos seres humanos que la pasión del instinto de amor primario ha llegado casi a desaparecer en muchas naciones sofisticadas. Algunos la llaman pasión animal. Los Antepasados la llamaban la Fuerza tras la creación Divina. Los peregrinos del camino la vida de hoy pueden querer darle otro nombre: amor.

Ama a todas las Cosas, la Madre de la Clan del Séptimo Ciclo Lunar, nos muestra los peligros de perder esa salvaje y alegre pasión por la vida. Nos recuerda que el falso sentimiento de seguridad ha sustituido nuestro amor por la existencia cada vez que creemos que no podemos mejorar nuestras vidas. Olvidamos cuántas veces hemos comprometido partes de nuestros sueños y aspiraciones personales. Por no amarnos a nosotros mismos lo suficiente para mantener vivo el sueño, hemos perdido confianza en nuestras capacidades personales, rechazando nuestra tenacidad y fuerza. Cuando nuestros sueños son reducidos poco a poco, la cruda pasión de la fuerza creativa desaparece en fragmentos que reflejan cada parte de los sueños de nuestra vida que hemos negado.

Quizás es hora de quererte a ti mismo lo suficiente para reclamar esas partes perdidas de tu sueño, y de volver a despertar tu pasión alegre y salvaje por la vida.”

Jamie Sams, “La Medicina de la Tierra” Ed. Integral

Gracias Vincent